El Agarre Correcto

El Agarre Correcto

Muchas madres nos sabemos que en el vasto mundo de la lactancia materna existe un factor muy importante que es el agarre. Nos sentimos muy felices y satisfechas con que nuestro bebé tome el pecho y ya. Pero en realidad debemos asegurarnos que el bebé esté prendido al pecho de manera correcta para evitar los siguientes inconvenientes:

▶ Pechos adoloridos y pezones agrietados.
Ingurgitaciónobstrucción, y mastitis.
▶ Reducción en la producción de leche, en el largo plazo.
▶ Gases y cólicos en el bebé.
▶ Bajo peso en el bebé y deshidratación, ya que la cantidad de leche que logra extraer es menor, además se cansa y hasta se duerme, haciendo a veces que sólo consuma la leche del inicio.
Ictericia e hipoglucemia en recién nacidos debido a que lacta menos.

 

Y ¿Cómo sabemos que nuestro bebé está agarrando el pecho correctamente?

✔ La boca del bebé debe estar suficientemente abierta para que se prenda de la areola y no únicamente del pezón.

✔ La barbilla del bebé debe estar tocando el pecho de la madre.

✔ El labio superior del bebé debe estar levantado. No debe estar hacia adentro de la boca.

✔ El labio inferior del bebé debe estar evertido (doblado hacia afuera).

✔ La areola debe verse más por arriba que por debajo de la boca del bebé

✔ También se puede apreciar que el bebé hace succiones lentas y profundas, haciendo pausas de vez en cuando, y que traga.

Pero ¿Qué hacer para un agarre correcto?

✅ Un escenario ideal para comenzar la lactancia con el pie derecho es que al bebé recién nacido lo pongan en el pecho de su madre lo antes posible para que, de este modo, por instinto succione y el pecho de la madre sea lo primero que el bebé se lleve a la boca.

Mientras más pronto se dé de lactar al recién nacido, mejor será el agarre, debido a que inmediatamente después del nacimiento el bebé está alerta, sus reflejos de succión y los niveles de oxitocina están en el pico más alto.

✅ En adelante, deben tenerse en cuenta los signos precoces de hambre (abre la boquita, ruidos de succión, chupeteo) y darle el pecho inmediatamente, no esperar a que llore, ya que esto provocará tomas caóticas y un mal agarre. Si el bebé está llorando es preferible tranquilizarlo antes.

✅ Al momento de acercar al bebé al pecho, su nariz quede a la altura del pezón. De este modo nos aseguramos que al momento de la toma estire su cuello para poder coger el pecho y así le sea fácil pasar (tragar), además que no se obstruyen sus vías respiratorias.

✅ El cuello del bebé debe estar recto y no girado hacia un lado (madre y bebé deben tocar sus vientres), de modo que la oreja, hombro y cadera del bebé estén alineados.

✅ Antes que el bebé se prenda del pecho podemos rozar un dedo o el pezón cerca de su boquita, para que la abra más y hacer que agarre la areola.

✅ Si se va a coger el pecho para introducirlo en la boca del bebé, no debe hacerse “pinza” sino que se debe coger el pecho con toda la mano en forma de “C” (el pulgar en la parte de arriba de la areola y los demás dedoS por debajo). La “pinza” limita el agarre del bebé y puede obstruir las vías, la “C” facilita que el bebé se prenda de toda la areola.

✅ Cuando nos percatemos de un mal agarre podemos corregirlo con mucho cuidado, tirando un poco de la barbilla y metiendo la areola, y con el dedo meñique podemos levantar ligeramente el labio superior.

✅ No darle biberón, ni chupones (o chupetes) al bebé hasta que la lactancia esté establecida (por lo menos un mes de lactancia exitosa) ya que el modo de succionar la mamila es diferente y más fácil, pudiendo interferir en la forma de prenderse al pecho o que sencillamente prefiera el biberón.

Esperamos que todos estos consejos te sean de ayuda y tengas una feliz lactancia 💕

TAL VEZ TE PUEDA INTERESAR: Señales de un Agarre Incorrecto

 

Deja un comentario

Cerrar menú