Medidas de Seguridad durante el Colecho.

Colecho Seguro 👌. El colecho es una práctica beneficiosa para la familia, y sobre todo si se busca mantener la lactancia materna, pero deben seguirse una serie de reglas para que sea seguro para el bebé.

✅Si se decide dormir con el bebé en la misma cama, tanto papá como mamá deben estar de acuerdo y ser igualmente responsables de la presencia del bebé y de su seguridad.

✅Las primeras semanas de vida del bebé es preferible que duerma entre una barrera segura (pared, cuna) y la madre, en lugar de entre el padre y la madre. Ello, porque para el padre es más difícil dormir teniendo conciencia de la presencia del bebé, a diferencia de la madre. Pasado un tiempo el papá se hará más sensible a este hecho y entonces el bebé sí podrá dormir entre ambos.

✅Se recomienda dormir sobre una superficie lisa y firme, descartando el uso de colchones muy blandos o que provoquen rebotes, para así evitar que uno ruede fácilmente.

✅El colchón debe estar en posición horizontal. Se debe evitar que el bebé duerma sentado porque su mentón y pecho podrían tocarse y obstruir las vías respiratorias.

✅La posición ideal para el bebé es sobre su espalda con la cabeza girada hacia un lado, ya que es la más segura ante el síndrome de la muerte súbita del lactante (SMSL). Sin embargo, en caso de que el bebé tenga reflujo o regurgite habitualmente, se recomienda que se le eche de costado.

✅No es recomendable que el bebé duerma de vientre o boca abajo, porque se crea presión sobre su mandíbula, lo que hace que se estrechen las vías respiratorias y se haga difícil respirar. Del mismo modo, en dicha posición el sueño del bebé es más profundo dificultando que despierte, aumentando el riesgo de SMSL.

✅No deben haber cavidades o espacios pequeños cerca a la nariz y boca del bebé. No debe rodearse el espacio cerca al rostro del bebé, donde quede atrapado el aire exhalado, porque así podría respirar el dionóxido de carbono y no oxígeno.

✅No deben utilizarse almohadas, cojines o muñecos que puedan asfixiarle. Los padres no deben dormir con almohadas para así evitar aplastar al bebé, y los infantes menores de 6 meses tampoco deben dormir con almohada para que así tengan una correcta respiración.

✅No deben haber mantas u objetos a la altura de la cabeza del bebé.

✅Se recomienda que la cabeza de los padres esté a la altura o un poco más abajo que la cabeza del bebé. Ello con la finalidad que el bebé no respire la exhalación de los padres.

✅No deben utilizarse collares, aretes, anillos.

✅Las pijamas del bebé y de los padres no deben tener cordones o hileras que puedan provocar estrangulamientos y los botones deben estar bien fijos para evitar que el bebé se los lleve a la boca.

✅Si se tiene el cabello largo debe recogerse en un moño.

✅No deben usarse perfumes, desodorantes, ni ambientadores,

✅Se sugiere usar sábanas y mantas, en lugar de edredones o plumones que puedan asfixiar al bebé por ser muy pesados.

✅No deben quedar espacios entre el colchón y la barrera (pared, cuna o baranda) para evitar que el bebé se asfixie en ese espacio.

✅Los bebés no deberían dormir nunca en sofás ni sobre un adulto, porque se aumenta el riesgo de caída.

✅La temperatura de la habitación debe ser adecuada. Se debe que evitar que esté demasiado caliente y evitar también abrigar demasiado al bebé.

✅Cuando el bebé sea más grande y pueda darse vuelta será necesario poner alguna barrera para evitar que se caiga y en ningún caso se le debe dejar sólo en la cama. Si no vas a estar en la habitación, pon a tu bebé en un lugar seguro, como en su cuna, hasta que regreses.

En los casos de lactantes menores de 3 meses de edad y de bebés prematuros y bajos de peso al nacimiento, se recomienda la cohabitacion nocturna, antes que el colecho, es decir que es preferible que duerman en una cama o cuna junto a la cama de sus padres.📝

📃 NO SE DEBE PRACTICAR EL COLECHO CUANDO:
❌ Los padres hayan consumido alcohol, drogas o medicamentos. Es muy importante asegurarse que nada está afectando tu capacidad para sentir la presencia de tu bebé en la cama.
❌ Los padres hayan fumado. Fumar representa un riesgo significativo para los bebés (en términos de muerte súbita, asma y otras enfermedades). Idealmente los padres no deben fumar y mucho menos en la habitación donde el bebé dormirá o está durmiendo.
❌ Los padres se encuentren extremadamente cansados. En estos casos es preferible que el bebé duerma en una cuna junto a la cama, por su seguridad.
❌ Se duerma con niños o animales en la cama. No se recomienda compartir la cama con un bebé y además otro niño, mascota o adulto que no pueda darse cuenta de la presencia del bebé y comprometer su seguridad. En todo caso la madre puede dormir entre el bebé y el niño.
❌ Se duerma en un sofá, porque se incrementa la posibilidad de que el bebé se caiga o se asfixie.
❌ Los padres sean muy obesos, porque pueden crear cavidades en el colchón que podrían convertirse en grietas peligrosas para el bebé y su respiración.

¡Éxitos!

 

Autor entrada: lactancia1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *